; Mejora el rendimiento de tu frigorífico • Servicio Tecnico Oficial General Electric

Menu

Mejora el rendimiento de tu frigorífico

Mejora el rendimiento de tu frigorífico

redactado por General Electric Servicio Tecnico Oficial

Consejos para tu frigorífico

En verano especialmente necesitamos que nuestro frigorífico esté a punto y con un rendimiento óptimo que nos asegure el perfecto mantenimiento de los alimentos y la temperatura más agradable y refrescante de agua y bebidas. General Electric como sello de prestigio mundial en electrodomésticos y en especial en frigoríficos, y como símbolo de bienestar en los hogares desde sus comienzos hasta hoy día, te proporciona unas sencillas recomendaciones de uso y mantenimiento del frigorífico de tu cocina, el rey indiscutible de los electrodomésticos en el hogar. Aumentar y mejorar las prestaciones de la nevera puede ser también una medida de ahorro energético, por lo que siempre deberías tener en cuenta este tipo de medidas.

consejos de mantenimiento de frigorificos

Frigoríficos con más de 10 años

Los frigoríficos de más de 10 años rinden bastante menos que los nuevos, es decir, deberás valorar consumo, rendimiento, prestaciones, para decidirte o no por un modelo de última generación, con todas las ventajas que esto supone, o por el contrario realizar el mantenimiento y utilización adecuados del que tienes, para aprovechar su vida útil un poco más de tiempo. Es tu decisión.

Consejos para mejorar el funcionamiento

Un primer consejo y muy elemental y lógico es que si tu nevera está cerca de una fuente de calor, provocará que su funcionamiento sea más deficiente. Deberás alejar tu electrodoméstico de un horno, cocina eléctrica o de gas, o de un lavavajillas que alcanza muy altas temperaturas para calentar el agua cuando está en funcionamiento, y evitar el contacto directo de los rayos del sol que puedan calentar su estructura interna y paneles. No debes introducir en el frigorífico o congelador comida caliente, espera a que haya alcanzado la temperatura ambiente antes de guardarla en el frigorífico. Si llega calor al interior de tu electrodoméstico, su capacidad para enfriar se mermará notablemente, y puede afectar a la conservación del resto de alimentos.

No colocar en la zona superior botes, tarros de cristal, pan, latas de encurtidos, etc. que no necesitan mucho frío para su conservación y absorben demasiadas frigorías, más necesarias para otros alimentos crudos o con mayor rapidez para perder sus propiedades y frescor. Reserva esta zona más alta para ellos. Y también te ayudará a mantener el frío y el rendimiento de tu frigorífico racionalizar la apertura de la puerta, sabiendo exactamente dónde está colocado eso que buscas, para que los tiempos de apertura se reduzcan al mínimo. Esto también produce ahorro energético al ralentizar la necesidad de funcionamiento del motor.

La temperatura a la que coloques el termostato para mejorar la eficiencia del frigorífico también es importante: Mejor si la subes un poco más, es decir, si posicionas el indicador no en los niveles máximos, sino en la zona media o un poco por debajo. Lo ideal es que el frigorífico funcione a una temperatura entre 15 o 17 ºC, y el congelador a unos -2 -3 ºC. La nevera no debe llenarse de tal modo que no quede ningún espacio libre, un excesivo volumen de alimentos perjudica su rendimiento, igual que si está casi completamente vacía. Debes mantener la nevera limpia, atendiendo especialmente a sus juntas, que deberán estar libres de restos incrustados de alimentos y grasas, para que cierre perfectamente. Y puedes pasar la aspiradora por la rejilla de la zona trasera para eliminar el polvo que se adhiere normalmente. Si atiendes estos consejos, tu nevera estará en perfectas condiciones y con total eficiencia de funcionamiento.

Más información

Mejora el rendimiento de tu frigorífico
Votar